¿Cuáles son los cuidados de la Viola cornuta?

Cuáles son los cuidados de la Viola cornuta

Con la llegada del otoño en el Hemisferio Norte, comienzan a aparecer las primeras plantas de temporada de Viola cornuta. Son hermanas de la popular Viola x wittrockiana, comúnmente conocida como pensamientos. Es muy similar en apariencia, aunque la planta es más compacta, con flores más pequeñas y prolíficas. Suele ser una planta muy utilizada para la decoración tanto de interiores como de jardines. Muchas personas se preguntan cuáles son los cuidados de la Viola cornuta y si es muy vulnerable para las inclemencias del tiempo.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte cuáles son los principales cuidados de la Viola cornuta, sus características e importancia.

Características principales

cuidados de la viola cornuta

Su nombre científico es Viola cornuta y pertenece a la familia Viola. También se le conoce con nombres como violeta, violeta cornuda y violeta de los Pirineos. Es originaria de la región mediterránea de Europa y se considera endémica de los Pirineos españoles y las montañas cantábricas. Curiosamente, está incluida en la Lista Roja de Especies Amenazadas de Andorra.

Viola cornuta es una planta perenne con hojas de color verde oscuro. Oblongo a redondo, ovalado, con finos tallos que crecen desde la base de la planta. Puede tener entre 10 y 25 cm de tamaño como planta.

Sus flores son mucho más pequeñas que Viola x wittrockiana, y son fragantes, utilizadas en guarniciones gourmet y comestibles. Las flores de violeta tienen un aroma ligero, y el sabor es delicado y suave al degustarlo, lo cual es adecuado para degustar con las comidas.

El color de sus flores puede ser variado, ya que como planta ornamental constantemente aparecen nuevas variedades, siendo el color de las flores la mayor novedad. Un tónico atemporal, sus flores son bicolores, siendo el azul, el morado oscuro y el amarillo los colores dominantes en estas combinaciones. Su periodo de floración se concentra desde septiembre hasta principios de abril en el hemisferio norte.

La violeta se usa como planta ornamental en macetas en las plantas de temporada de otoño. Lo más normal es utilizarlas para crear rocallas, parterres y cenefas, aunque cada vez es más habitual admirarlas solas o en grupo en terrazas, patios, balcones… o incluso en casa como pequeño detalle floral. En este caso, es recomendable colocarlos lo más cerca posible de una fuente de luz como una ventana.

Descripción detallada de la Viola cornuta

flores decorativas para el jardin

Las características relevantes de las plantas de Viola cornuta son las siguientes:

  • Es una planta perenne, es decir, vive más de dos años.
  • Forma parte de una planta ideal para el cultivo en maceta y suelo directo.
  • Además de su excelente aroma, su principal atractivo es la floración que ofrece en invierno.
  • Las hojas de la planta suelen ser ovaladas.
  • Prefieren zonas del jardín que tengan exposición solar.
  • Sus pétalos no solo se utilizan para decoración, sino que también son muy utilizados en alta cocina y repostería. Porque son incluso comestibles y tienen un sabor suave.
  • Sus flores son generalmente bicolores.
  • Se propaga por rizomas.
  • Su clima ideal es entre fresco y húmedo.
  • El sustrato en el que crece debe estar bien drenado, rico en materia orgánica y debe permanecer húmedo.
  • Su pH ideal es de neutro a alcalino.

Sus flores se distinguen por su delicado aroma. Suele tener tonalidades moradas oscuras, azules, crema o amarillas. Los tonos de dos colores son los más llamativos, en este caso las flores tienen una combinación de colores primarios de amarillo, azul y morado.

Por lo general, el amarillo está al lado del púrpura oscuro, el azul está al lado del amarillo y el amarillo está al lado de la lavanda. Crece entre 2 y 4 cm. Donde sus pétalos alcanzan entre 1,5 y 1,9 cm.

Las hojas de la planta Viola cornuta se originan en la base de la planta y son peludas en la parte posterior. Por otro lado, tiene forma rectangular, lo que significa que son más largos que anchos. Tienen un pecíolo, que corresponde al apéndice que une al tallo.

Cuidados de la Viola cornuta

El cultivo de la viola morada es muy sencillo, a partir de la siembra de semillas a finales de verano. Su ubicación en el jardín será a pleno sol y el suelo debe ser rico en materia orgánica.

Los jardineros de bricolaje a menudo compran paquetes de semillas hortícolas y ornamentales para cultivar. Saber o tener experiencia técnica en esta área ayuda mucho. En este contexto, presentamos datos técnicos relevantes sobre el cultivo de Viola cornuta. Estos datos siempre deben usarse como una guía, ya que depende del cultivo, sustrato utilizado, clima, etc. Los resultados pueden variar ampliamente.

Como plantas en el grupo de plantas ornamentales de temporada y plantas de otoño, las plantamos en macetas con un diámetro de aproximadamente 10 cm después de que las plántulas hayan germinado. Una vez que hayan crecido y alcanzado un tamaño razonable, podemos plantarlas directamente en el jardín.

El sustrato indicado en este caso es un sustrato universal o sustrato para plantas de exterior con un pH entre 5,8 y 6. La Ec requerida (conductividad del sustrato) debe estar entre 1 y 1,5. Las temperaturas ideales son entre 2 a 5ºC por la noche y 20 a 22ºC durante el día. Por debajo de ellos, su desarrollo se ralentizará, por encima de ellos, se acelerarán, y en ningún caso su crecimiento será el ideal.

La exposición de las plantas recién plantadas se hará a pleno sol, ya que el clima no es muy caluroso en esta época del año en que se planta Viola. El riesgo será moderado, con ocurrencias frecuentes durante la primera semana, manteniéndolos a distancia durante el resto del cultivo para favorecer el desarrollo radicular.

La fertilización se puede realizar a las 4 o 5 semanas de la siembra con abono 18-12-24 (mezclado en el agua de riego) a la dosis de 1 gramo por litro dos veces por semana. Las plagas más comunes son los pulgones y las orugas.

En cuanto a enfermedades, no son muy frecuentes, pero en caso de riesgo, Alternaria, Tielaviopsis y Cercospora son probablemente las más propensas. En estas condiciones, las violas tardan de 8 a 12 semanas en crecer desde la poda (plantadas en macetas) hasta estar listas para la siembra directa en el jardín.

Reproducción de la Viola cornuta

flores hermosas para decorar

Viola cornuta se caracteriza por la propagación por semilla, especialmente durante los meses llamados primavera o verano. Lo único que tienes que hacer es ponerlas en un vaso con agua y después de unos minutos, solo se retirarán las semillas hundidas.

Luego se deben colocar sobre un sustrato con una distancia entre ellos, que previamente se humedeció y se puede colocar fácilmente en macetas o bandejas de plántulas. Posteriormente, se cubren con más sustrato, se riegan y se colocan al sol directo si es primavera, o en un lugar sombreado si es verano. Suelen germinar en menos de dos semanas. Durante este tiempo, es importante verificar que el sustrato esté completamente húmedo.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre los cuidados de la viola cornuta.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.