Cuidados y características de la Flor de Iris

La flor de Iris proviene de la familia de las iridáceas, su nombre científico es Iris germánica, un nombre que hace honor al “arco iris” ya que la planta produce flores de variados colores (púrpura, amarillo, rojo, blanco y jaspeadas).

A esta flor de Iris, de oriunda del continente europeo, se le conoce muy bien por el nombre de Lirio y además por el delicioso aroma que expide. La planta se usa principalmente como ornamento, sin embargo, se conoce que de las raíces puede extraerse un líquido que hace las veces de purgante, el cual ha sido utilizado durante generaciones por las personas.

Características principales

Estas plantas suelen confundirse con las orquídeas, sin embargo, al detallarlas notaremos las pequeñas diferencias entre ambas.

Son flores de gran tamaño las cuales es común verlas florecer en el extremo superior de largos y erectos tallos en grupos de hasta seis, los colores dependen de la especie. Los tallos pueden ser simples, tener ramificaciones, huecos o macizos.

Las hojas son de color verde claro, crecen erguidas y en forma de cinta, llegan a medir hasta 40 cm y conforman una masa densa en la base de ésta.

Cómo cultivarla

La variedad de especies, más de 200, que podemos hallar requieren de ciertos cuidados específicos por los detalles únicos que hay en cada una de ellas, también conviene informarse si la especie que deseas cultivar es la indicada en tu zona; no obstante, aquí indicamos algunos cuidados que son comunes para todas ellas.

El clima es un factor importante que debes considerar ya que la flor de Iris por lo general se planta a finales del verano, cuando aún la temperatura es lo suficientemente caliente como para que esta se desarrolle fuerte y sana antes de que entren las bajas temperaturas del invierno; sin embargo, cuando la zona de plantación se caracteriza por un verano más prolongado y un invierno más suave, el mes indicado será abril.

Al plantarla, una parte del bulbo debe quedar bajo tierra y la otra expuesta, la razón de hacerlo así, radica en que un bulbo totalmente enterrado impide el desarrollo de la flor debido a la falta de luz solar. Recomendamos hacerlo a unos seis cm. de la superficie. Cuando plantas flor de Iris en jardines, recuerda guardar una distancia de al menos 30 cm., para que las raíces tengan espacio suficiente para expandirse sin tropezar con las otras plantas y fomenten el desarrollo de una flor sana y si la cultivarás en maceta, entonces colocas una planta por maceta.

Necesita de un suelo bien drenado, este debe mantenerse húmedo pero no en exceso para que la planta no se dañe, en el caso de las macetas recomendamos que coloques un plato de cerámica en la base para que mantenga la humedad.

Para un buen crecimiento, el riego de la planta debe ser frecuente sin excesos, presta atención a la humedad de la tierra alrededor de la planta y riégala cada 5 o 7 días dependiendo de cuan seco se encuentre este cuando la flor esté en pleno desarrollo, mientras más crece la planta, menos frecuentes deben ser los riegos principalmente en temporadas de inviernos muy húmedos donde resulta innecesario hacerlo.

Estas plantas tienen una vida de entre 5 y 20 años, lógicamente el tiempo va a depender de los cuidados que le proporciones a la flor de Iris, te recomendamos aplicar fertilizante orgánico especial para plantas bulbosas tras cada floración.

Cuidados

Para mantenerla sana, esta realmente necesita de pocos cuidados y son muy fáciles:

  • Retira las flores que ya se han marchitado de inmediato, solo la flor, el follaje se deja en la planta hasta que adquiera un tono amarillento ya que esto favorece la floración siguiente.
  • Mantén los rizomas libres de malas hierbas, observa y mantén la planta limpia.
  • No riegues en exceso, la planta necesita de poco agua
  • Las enfermedades frecuentes en esta planta con septoriosis, la roya y la losheterosporiosis.
  • Ten en cuenta de que esta es muy resistente, tolera muy bien los inviernos y se desarrolla muy bien en temperaturas frías y también se adapta muy bien a climas cálidos.
  • Es una flor muy común en los jardines además muy apreciada por la variedad de colores y aroma que emanan, suelen utilizarla también en diversos arreglos florales.
  • La gama de flores, diversidad de colores y texturas aterciopeladas o satinadas es bastante amplia en éste género y dan vida y colorido a los jardines, macetas y arreglos cuando se les acomoda en grupos.
  • Estas especies se dan con mayor frecuencia hacia el hemisferio norte, en Europa, norte de África, medio Oriente y América del Norte.
  • A la flor de Iris le atribuyen algunos significados dependiendo del color, por ejemplo, una flor de color blanco es símbolo de esperanza, si es azul significa que hay buenas noticias y si se trata de una flor de Iris común es relacionada con factores que enaltecen al espíritu.

Especies comunes

Iris germanica

Esta especie es muy resistente, se adapta muy bien a todo tipo de suelo y se propaga con bastante facilidad. Es muy variada por lo que podemos encontrar flores de distintos colores como amarillo, rojo, blanco, azul o púrpura.

Se cultiva preferiblemente en suelos arenosos, con buen drenaje para evitar el encharcamiento, plántela a pleno sol a la semi sombra. Alcanza hasta un metro de alto, las hojas tienen forma de sable, se presentan entre 3 y 10 por planta y crecen hasta los 40 cm.

Las flores tienen un agradable aroma, ideal para mantenerlas en macetas o jardines.

Iris pallida

También conocida como lirio de Florencia, es una hermosa flor que envía un rico perfume, cuyos colores característicos son el violeta y el blanco, al igual que la especie anterior necesita de la luz directa del sol, aunque puede desarrollarse bien con la luz indirecta y tolerar climas muy fríos.

Requiere de sustratos bien drenados, que mantengan la humedad necesaria para su crecimiento sin excesos de agua, se reproduce por medio de la polinización ya que es hermafrodita.

Llega a superar el metro de altura y de ancho alcanza hasta 1,5 metros. Se le atribuyen propiedades medicinales para tratar afecciones gastrointestinales como vómitos, gastritis o respiratorias como asma y bronquitis.

Iris siberiana

Originaria de Siberia, se le conoce también como lirio siberiano. Esta planta es un poco más pequeña que otras especies ya que la altura máxima que alcanza es de 60 cm., los tonos de las flores va de azul violáceo hasta el amarillo claro, cada planta genera de 1 a 3 flores y requiere para el cultivo suelos arenosos, poco riego y mucha luz del sol.

Iris japonesa

Se trata de una planta que se da de forma silvestre en los suelos japoneses y otros del continente asiático, el color púrpura azulado tan especial de esta le hace muy atractiva visualmente y de allí la gran demanda para jardines y huertas caseras.

¿Sabes qué puedes plantar en invierno?
Descubre qué tipo de plantas puedes plantar y comprar en invierno y en cada estación del año
Plantas para invierno

Categorías

Flores

Lurdes sarmiento

Mi nombres es Lurdes y entre una de mis grandes aficiones se encuentra la jardinería y todo lo que tenga que ver con la naturaleza, las plantas y... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *