Gusanos de seda

Gusanos de seda grandes

Criar gusanos de seda es toda una aventura. Se trata de un proceso de crecimiento que comienza desde la eclosión de los huevos hasta la formación de la polilla. Durante este crecimiento, el gusano pasa por diversas etapas en los que podemos darle algunos cuidados que facilitarán su desarrollo y la mejor formación de la polilla posteriormente.

Quédate en este post y podrás aprender cómo cuidarlos y qué debes tener en cuenta para que los gusanos de seda estén sanos y fuertes.

Eclosión de los huevos

Gusanos de seda comiendo

La eclosión de los huevos suele ser en primavera y es donde nacen. Es una eclosión bastante rápida y no es necesaria la intervención de ningún tipo. Dependiendo de la temperatura del ambiente, pueden eclosionar antes o después. Si las temperaturas son altas, podrán eclosionar en el mes de marzo. Es importante que su eclosión coincida con la presencia de las hojas de la morera. Esto es necesario para que las larvas puedan alimentarse de las hojas para ir creciendo.

Aunque mucha gente mantienen los huevos en la nevera, no es una buena opción. Aparte de que se resecan, los gusanos nacen más débiles. Esto se hace para controlar la eclosión, pero es mejor dejar que la naturaleza funcione por sí sola.

Una vez los gusanos hayan eclosionado, hay que comenzar a alimentarlos. Puedes usar las hojas de la morera blanca y se las pones para que coman poco a poco. No es necesario pasarse con la cantidad de hojas, ya que no comerán tanto. Con dos o tres hojas de morera por cada caja de carbón es suficiente. La caja debes situarla lejos del sol o animales que coman insectos como lo son las aves o las hormigas. Así los estaremos protegiendo. Tampoco plastifiques la caja de cartón, hay que dejarlos respirar.

Las larvas tienen que separarse de los huevos y romperse las pocas hebras de seda que han quedado. Un truco para poder trasladar a las larvas a una caja limpia es colocar la hoja de morera encima de los restos de huevos para que se pongan encima de ella y coman. De esta forma te encontrarás con las hojas llenas de larvas y podrás transportarlas fácilmente a la caja limpia.

Engordar los gusanos de seda

Gusanos de seda tejiendo

La clave en el cuidado de estos insectos es engordarlos. Aunque al principio un par de hojas por caja es más que suficiente, más adelante necesitarán muchas más. Estos gusanos son bastante glotones y no pararán de comer. Mientras más estén comiendo se pondrán más redondos y turgentes.

Si los gusanos no crecen rápidamente y van tomando la forma típica redondeada de estos insectos, es porque le estás dando menos comida de la que necesitan. Para engordarlos, lo ideal es ir sustituyendo las hojas que se van quedando secas del día anterior, por otras más frescas. Así tendrán un aspecto más apetecible para que se aliciente a comer más.

Cuando son más pequeños y están recién nacidos, suelen comer menos cantidad. Además, si las hojas no están frescas y tiernas, comerán menos y se desarrollarán más lentamente. Es importante  ir reemplazando las hojas viejas para que no aparezcan bacterias ni hongos. Debemos mantener la caja lo más limpia posible siempre.

Fases de crecimiento

Polilla

Los gusanos de seda y irán pasando por varias etapas conforme van creciendo. Lo normal es que pasen por diferentes muchas y hasta alcanzar la fase adulta. Lo primero es ver cómo engullen todo el día y no paran de comer. La segunda fase llega cuando, de repente, paran su actividad, dejan de comer y se ponen a dormir.

Cuando comienza esta fase se les llaman gusanos durmientes. Conforme mudan vuelven a comenzar a comer. Esta vez puedes observar que su boca tiene una mancha marrón y que es levemente más grande. Esto les servirá para poder comer más cantidad de hojas y crecer a un ritmo mayor. El hecho de que dejen de comer es porque hasta que la boca antigua no se desprenda, no pueden comer.

Tras la finalización de la nueva muda, comienzan de nuevo a comer rápidamente para intentar acortar al máximo su ciclo de vida. No podemos olvidar que en la naturaleza tienen que ser lo más rápido posible para garantizar el éxito.

La polilla

Polilla crecida

La última fase que tienen los gusanos de seda son las polillas. Cuando alcanzan la madurez, vacían sus intestinos y pierden volumen. Esta es la razón por la que se oscurecen. La boca deja de ser desbrozadora y se convierte en un boca de tipo rueca. Van tejiendo el capullo de seda donde permanecerán 22 días hasta sufrir de la metamorfosis.

La boca de la polilla está atrofiada y no se puede alimentar. Es necesario que guarde todas las reservas de grasa que ha podido acumular cuando era una larva. Las reservas de energía las emplea para poder sobrevivir y aparearse hasta de nuevo poner huevos.

El apareamiento tiene lugar gracias a las respuestas que tienen los machos al soltar las feromonas de las hembras. Al detectar dichas feromonas se vuelven como locos y quieren procrear al instante. Cada polilla busca su pareja y tiene lugar el apareamiento.

Existe un dimorfismo sexual entre las polillas, por lo que se pueden diferenciar bien los machos de las hembras. Tras el apareamiento colocan cientos de huevos en las paredes de la caja de cartón. Los huevos se ven de color amarillo y la hembra tiene que transformar su abdomen en algo que se parece a una manga pastelera de producción de huevos. La razón por la que se alimentan tanto de joven es para poder almacenar la suficiente energía para el apareamiento y la puesta de huevos ya que no pueden comer una vez son polillas.

En tan solo unos días los huevos fértiles se tornarán de color gris y permanecerán intactos hasta la siguiente primavera donde eclosionarán y comenzará de nuevo el ciclo de vida.

Como pueden ver, es un ciclo de vida de comer, desarrollarse, aparearse y poner huevos, es siempre así. Espero que con estos consejos puedan cuidar bien de sus gusanos de seda.

¿Sabes cómo regar las plantas durante el verano?
Apunta nuestros consejos y trucos para poder disfrutar de una estación llena de vida y color
Riego de las plantas durante el verano

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.