Hierba del manso (Anemopsis californica)

Anemopsis californica hierba del manso

La hierba del manso produce unas flores blancas muy llamativas, tanto que te recomiendo desde ya hacerte con unas semillas y cultivarlas en macetas para luego pasarlas al jardín… o mantenerlas en dichos recipientes 🙂 . Y es que, además, es medicinal como vas a descubrir a continuación. Si no tienes mucha -o ninguna- experiencia cuidando de plantas, no te preocupes: con esta no vas a tener problemas.

En este artículo vamos a explicarte todas las características, origen, cultivo y propiedades de la hierba del manso.

Origen y características

Anemopsis californica

Nuestra protagonista es una planta herbácea rizomatosa perenne originaria del sudoeste de Estados Unidos y del norte de México cuyo nombre científico es Anemopsis californica. Popularmente se la conoce como hierba del manso.  Alcanza una altura de unos 80 centímetros, con hojas basales que miden de 5 a 60cm, son elíptico-oblongas, y de color verde. Las flores se agrupan en inflorescencias terminales, compactas, cónicas, y blancas. Los frutos son cápsulas en cuyo interior encontraremos de 18 a 40 semillas pardas, de 1-1,5 a 0,8-1mm.

Su ritmo de crecimiento es rápido, por lo que no vas a tener que esperar mucho para disfrutar de su belleza floral ni de sus beneficios para la salud, los cuales son:

  • Uso externo: en decocción para quemaduras, hemorragias, pies hinchados y/o doloridos. Como cataplasma asando previamente las hojas sirve para extraer el veneno del alacrán o de la araña.
  • Uso interno: se cuece la planta y se cuela en un vaso. Este líquido resultante se usa para enfermedades respiratorias, así como para la flatulencia, postemia, disentería, y problemas estomacales.

¿Cuáles son sus cuidados?

hierba del manso

Si te animas a tener un ejemplar, te recomendamos proporcionarle los siguientes cuidados:

  • Ubicación: coloca tu hierba del manso en el exterior, a pleno sol. No puede vivir en semisombra.
  • Tierra:
    • Maceta: sustrato de cultivo universal mezclado con un 30% de perlita.
    • Jardín: es indiferente siempre que tenga buen drenaje y sea fértil.
  • Riego: 3-4 veces por semana en verano y cada 4-5 días el resto del año.
  • Abonado: desde comienzos de primavera hasta finales del verano puedes abonarla una vez al mes con abonos de origen orgánico.
  • Multiplicación: para conseguir nuevos ejemplares, puedes multiplicarla por semillas en primavera.
  • Rusticidad: resiste el frío y las heladas de hasta los -4ºC.

Propiedades de la hierba del manso

hojas de la hierba del manso

Esta planta tiene numerosas propiedades beneficiosas para la salud en el ámbito medicinal. Y es que cuenta con 38 compuestos que han sido detectados identificados gracias al estudio mediante cromatografía de gases. Algunos de estos compuestos se pueden encontrar en toda la planta en su totalidad y otros tan sólo están en las raíces. Se trata de compuestos químicos que son derivados de los aceites esenciales propios de la planta. Entre estos aceites esenciales encontramos la piperitona, limoneno, cimeno, timol, entre otros.

Entre estas sustancias se considera una de las más reconocidas que es la elemicina que es un anticolinérgico. Esta sustancias se emplean en el tratamiento de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. También se emplea para el tratamiento de transtornos urológicos como puede ser el síndrome de la vejiga hiperactiva. El compuesto químico conocido como limoneno se emplea para aliviar los síntomas que provocan los cálculos biliares, enfermedades por reflujo gastroesofágico y la acidez estomacal. Otro de los compuestos químicos llamado piperitona se le atribuyen efectos broncodilatadores, antiasmáticos y aromatizantes. El timol se emplea para desinfectar y con efecto fungicida. Normalmente se suelen emplear soluciones de 5% de timol mezclado en etanol y sirve para desinfectar la piel y prevenir las infecciones de hongos.

Beneficios para la salud

propiedades medicinales Anemopsis californica

Sabemos que esta planta es una de las plantas medicinales utilizadas en la cultura nativa en el noroeste de México y el oeste los Estados Unidos. A lo largo de la historia ha sido empleada como planta medicinal en el tratamiento de diversas dolencias. Es aquí donde se empleaban para sanar resfriados y raspones hasta otras enfermedades venéreas.

Entre los beneficios que obtenemos de la hierba del manso para la salud tenemos los siguientes:

  • Sirve para tratar la inflamación de las membranas mucosas, las encías hinchadas y los dolores de garganta. Es bastante eficaz si se toma con una infusión. Más adelante vamos a ver cómo se toma.
  • La hierba del manso es un astringente. Un astringente es aquella sustancia que tiene la propiedad de poder pensar los tejidos con los que entra en contacto. Gracias a este tipo de propiedades sirve para aliviar el dolor de garganta, reducir las quemaduras por el sol, las hemorroides, las ampollas y los sarpullidos. Gracias a sus propiedades analgésicas puede calmar estas dolencias.
  • Es una hierba medicinal bastante eficaz contra los problemas estomacales en intestinales. Uno de los problemas que atajar con bastante facilidad es el síndrome de intestino irritado y la inflamación de la vejiga urinaria.
  • Numerosos estudios prueban que sus raíces poseen una actividad anticancerígena contra múltiples líneas celulares de cáncer humano.
  • Para aquellas personas que retienen líquidos se puede utilizar como una infusión con propiedades diuréticas. También sirve para tratar algunas enfermedades reumáticas como lo es la gota. Y es que su utilización en infusiones contribuye a la eliminación del exceso de ácido úrico que causa la inflamación de las articulaciones. Además, previene la acumulación de cristales en los riñones que puede causar cálculos renales.
  • También se emplea en afecciones de la piel para poder tratar áreas que están inflamadas o infectadas. Para aquellas personas que tienen inflamación muscular se pueden utilizar las hojas de la llegada del manso como cataplasma.

Para preparar la medicina de la hierba del manso se necesita coger la raíz de la planta y se pelada, corta, exprime y se hierve para poder preparar una decocción caliente. Con esta decocción se pueden aliviar los síntomas de los resfriados, la congestión nasal, la tos excesiva y la pleuresía. Para calmar estos síntomas de enfermedad se deben tomar unas dos tazas con estas hojas al día.

Si quieres aliviar problemas respiratorios se puede realizar vaporizaciones incorporando algo de eucalipto y las hojas de la hierba del manso. Basta con hervir agua y ponerse una toalla por encima para respirar los vapores.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre la hierba del manso.


2 comentarios, deja el tuyo

  1.   ALICIA URIAS dijo

    TENGO UNA QUE ME REGALO MI MAMA Y ES BASTANTE FUERTE, A SOPORTADO NEVADAS Y FRIOS MUY AGUDOS. ADEMAS DE TODAS LAS PROPIEDADES QUE TIENE ES MUY BELLA PARA ORNAMENTO.

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Alicia.

      Sin duda, es muy bonita 🙂

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.