Ortiga (Urtica)

La ortiga es una planta muy útil

La ortiga es una planta de la cual no se suele tener buenos recuerdos, y con razón: tanto en los tallos como en el envés de las hojas tiene pelos urticantes que, al menor roce con la piel, liberan en ella un líquido que produce picor y escozor. Sin duda, no es de extrañar que más de uno y más de dos piensen que es demasiado común en los campos abiertos.

Pero, ¿qué me dirías si te dijera que es una estupenda idea cultivarla en el jardín o en un patio? ¿Y que tiene numerosos usos tanto medicinales como en la jardinería? Si quieres saber cuáles son, a continuación te voy a desvelar todos sus secretos 🙂 .

Origen y características de la ortiga

La ortiga florece en primavera o verano

Aunque nos parezcan todas la misma, se conocen una veintena de especies pertenecientes al género Urtica. La mayoría son plantas arbustivas perennes que pueden alcanzar una altura máxima de 1,5 metros originarias de las regiones templadas o cálidas del mundo, especialmente del Hemisferio Norte.

Las hojas son ovaladas, con el margen serrado, puntiagudas, de color verde oscuro y con un tamaño de hasta 15 centímetros. En el envés tienen varios pelos urticantes que contienen ácido fórmico, resina e histamina, al igual que los tallos de los cuales brotan. Dicho tallo es rojizo o amarillento, de porte erguido, ramificado y hueco en los entrenudos.

Florecen a partir del verano. Las flores se agrupan en panículas, y por lo general son unisexuales y pequeñas de hasta 10cm. Las femeninas son largos amentos colgantes, y las masculinas son más cortas. El fruto es una cápsula llamada aquenio seco.

Principales especies

Las más populares son:

Urtica dioica

Vista de la Urtica dioica

Conocida como ortiga mayor u ortiga verde, es una planta arbustiva perenne originaria del Hemisferio Norte excepto América. En España es muy común en todo el país, incluyendo ambos archipiélagos (balear y canario). Crece entre los 50 y los 150 centímetros de altura, en cualquier suelo que sea rico en nitrógeno, como jardines, huertos, campos, corrales, en la montaña, etc.

Urtica ferox

Vista de la Urtica ferox

Imagen – Flickr/Mollivan Jon

Conocida como ongaonga, es una planta arbustiva endémica de Nueva Zelanda que puede alcanzar una altura de hasta 5 metros, siendo la más alta del género; y también una de las más peligrosas. Se diferencia del resto no solo por su altura, sino también por sus hojas, que son más estrechas y espinosas, y por sus espinas, que son más largas llegando a alcanzar los 8 centímetros.

Urtica membranacea

Vista de la Urtica membranacea

Imagen – Wikimedia/Krzysztof Ziarnek, Kenraiz

Se trata de una planta originaria del Mediterráneo que, a diferencia de la ortiga verde, es una planta de ciclo anual; es decir, que en tan solo unos meses germinará, crecerá, florecerá y morirá. Puede alcanzar igualmente una altura de metro y medio, pero lo habitual es que se quede en 40-60 centímetros. Es habitual verla en los terrenos baldíos y algo sombreados.

Urtica urens

Vista de la Urtica urens

Imagen – Flickr/chemazgz

Conocida como ortiga menor, pica manos, picamoscas, picasarna o ronchona, es una hierba perenne que crece en prácticamente todo el Hemisferio Norte. Las flores son lilas, y brotan desde otoño hasta primavera, fructificando en esta última estación.

¿Para qué sirve la ortiga?

Ahora que hemos visto cuáles son las principales especies, es interesante preguntarse para qué sirven, ¿verdad? Pues bien, allá va la respuesta:

Medicinal

Tiene propiedades antioxidantes, antiinflamatorias, hipoglucemiantes, bactericidas, diuréticas y además se puede usar para tratar los problemas -menores- de la piel.

Has de recoger -con unos guantes puestos- las hojas y tallos jóvenes y que estén en buen estado de salud, entre los meses de mayo y agosto.  Luego, podrás ponerlas a secar o bien hacer con ellas infusiones.

Comestible

Debido a sus propiedades medicinales y a que no son plantas tóxicas ni peligrosas una vez que se han quedado sin líquido urticante (esto se consigue metiéndolas y sacudiéndolas fuertemente en agua), también se consumen frescas o en ensaladas.

Jardinería

La ortiga es una planta muy fácil de cuidar

La ortiga tiene muchos usos en jardinería:

  • Es repelente de insectos.
  • Favorece el sistema inmune de las plantas.
  • Es un buen abono para el suelo, ya que es rico en nitratos y un excelente bioestimulante.
  • Es excelente como activador del compost.

Modo de empleo

¿Cómo se emplea? Para ello hay que seguir este paso a paso:

  1. Se recolecta 1kg de la planta, sin raíz, antes de la floración o en cuanto empiece a florecer.
  2. Luego, se introduce en un cubo con diez litros de agua, y con algo que pese mucho para que se quede en el fondo.
  3. Cada 1-2 días hay que remover el agua. Así hasta 15 días.
  4. Pasado ese tiempo, y cuando veas que ya no se desprenden burbujas y que huele mal, será el momento de filtrarlo y guardarlo en una botella hasta su uso.

Dosis

La dosis dependerá de para qué lo quieras usar:

  • Sin diluir es excelente para acelerar la descomposición del compost.
  • Diluyendo 1/50 (1 litro de preparado por 50 de agua) es bueno como repelente y como tratamiento de plagas como ácaros o pulgones.
  • Diluyendo 1/20 (1 litro de preparado por 20 de agua) estimula la germinación de las semillas y el crecimiento.
  • Diluyendo 1/10 (1 litro de preparado por 10 de agua) estimula el crecimiento.

Otra opción es comprarlo ya hecho y seguir el paso paso indicado en el envase 🙂 :

¿Cómo se cultiva la ortiga?

La ortiga es una planta con muchos usos

Y para acabar, es bueno saber qué necesita para crecer:

Ubicación

Es una planta que ha de estar en el exterior, en semisombra.

Tierra

  • Maceta: no es exigente. Puedes rellenarla con sustrato universal (en venta aquí).
  • Jardín: crece en todo tipo de suelos siempre y cuando sean algo fértiles y con buen drenaje.

Riego

Regar a la ortiga unas 3-4 veces por semana en verano, y algo menos seguido el resto del año.

Abonado

No es necesario, aunque si lo deseas puedes abonarla con abonos orgánicos, como el guano (en venta aquí) en primavera y verano.

Multiplicación

La ortiga se multiplica por semillas en primavera, las cuales se han de sembrar en semilleros con agujeros de drenaje rellenados con sustrato universal. Debes procurar no poner demasiadas en un mismo semillero, puesto que de lo contrario no todas llegarán a la edad adulta.

Colocálas en el exterior, en semisombra, y mantén en el sustrato húmedo. Así germinarán en una o dos semanas.

Rusticidad

Depende de la especie, pero en general resisten hasta los -7ºC.

La ortiga es una planta interesante

¿Te animas a cultivar ortigas?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Buscas plantas que estén preciosas en otoño?
Echa un vistazo a nuestra selección de variedades y ya verás como vas a disfrutar como nunca de esta maravillosa estación
13 plantas de otoño para exterior