Las 8 plantas exóticas más curiosas

En la naturaleza a veces nos encontramos con plantas que nos llaman especialmente la atención, ya sea porque tienen las hojas muy grandes o muy pequeñas, o porque sus flores tienen unas formas y unos colores increíbles, o porque desprenden un olor peculiar.

Hoy en día, son muchas las plantas curiosas que podemos encontrar en los viveros, pero hay otras que, seguro que aunque estuviesen a la venda, difícilmente sería comprada. En este especial, vamos a ver cuáles son los nombres de plantas exóticas.

Adansonia digitata

Baobab

Ése es el nombre científico de uno de los árboles más populares: el baobab. Es originario de África, concretamente, vive en las áreas semiáridas al sur del Sáhara, pero también se le encuentra en el centro y en el este del continente. Tiene un ritmo de crecimiento muy lento, y una esperanza de vida extraordinariamente larga: casi 4000 años. Su tronco es muy grueso, superando los 40m de circunferencia.

Es una planta exótica que necesita un clima cálido -sin heladas- y seco para poder vivir.

Adenium obesum

Adenium obesum

La Rosa del Desierto, nombre con el que se conoce a esta preciosa planta caudiciforme, esto es, una planta que almacena el agua en su tronco y ramas, es originaria del sur de África. Se trata de un arbusto de hoja perenne que puede crecer hasta alcanzar los 2m, y cuyas flores tienen forma de trompeta, de color que puede ser rojo, rosa, blanco o bicolor.

Es una de las más queridas por todos los que coleccionan plantas suculentas, aunque para mantenerla en condiciones hay que protegerla del frío, además de regarla muy poco (casi nada en otoño-invierno).

Aloe polyphylla

Aloe polyphylla

El Aloe espiralado es originario de Sudáfrica. Es una de las plantas suculentas más espectaculares, pues tiene hojas carnosas que se disponen en espiral en cinco niveles. No tiene tallo, por lo que se mantiene muy cerca del nivel del suelo. Las hojas tienen los bordes espinosos, pero es una espina que no hace apenas daño, pues son muy cortas, de menos de 0,5cm de largo.

Por su llamativa forma, está en peligro de extinción.

Amorphophallus titanum

Detalle de la flor de Amorphophallus titanum

Es probable que ese nombre no te suene, pero… quizás hayas oído hablar de la Flor cadáver o del Aro gigante. Esta es una planta exótica originaria de Sumatra, y tiene el título de la flor más grande del mundo, ya que puede medir más de metro y medio de altura. Pero también es una de las que peor huele: desprende un olor a carne podrida que echa para atrás a todos los que se animan a acercarse a ella.

Cabe destacar que vive tan sólo 40 años, y que florece entre 3 y 4 veces en ese tiempo. Claro, cuando lo hace, es todo un espectáculo; de ahí que los jardines botánicos quieran tener un ejemplar en sus instalaciones, a pesar del olor.

Ophrys scolopax

Ophys scolopax

Esta es una de las pocas orquídeas que te puedes encontrar creciendo de manera natural en la región mediterránea. Son muy interesantes, ya que durante el verano se mantienen durmientes como bulbos subterráneos (tubérculos), y hacia el final del verano-otoño desarrollan una roseta de hojas a medida que se va formando un nuevo tubérculo. Hacia la siguiente primavera, el ”viejo” tubérculo se habrá muerto, dejando el nuevo.

Además, para poder crecer dependen de un hongo simbionte, que es uno de los principales motivos por los cuales su cultivo es uno de los más difíciles.

Plumeria

Plumeria

La Plumeria, o Frangipani como a veces también se la llama, es un arbusto o árbol de hoja caduca originaria de América tropical. Puede llegar a alcanzar los 10 metros de altura, y se caracteriza por tener unas hojas largas, de unos 30cm de longitud, y unas flores olorosas y bicolores (amarillo/blanco, amarillo/rosa) de cinco pétalos que alegran cualquier rincón.

No soporta el frío, por lo que se puede considerar como una planta exótica de interior. Aún así, la especie Plumeria rubra f. acutifolia es una excepción. De hecho, te puedo contar que la mía ha superado ya 2 inviernos mediterráneos (temperatura mínima de -2ºC), y lo ha superado sin problemas, así que es casi seguro que puede aguantar hasta los -3ºC.

Rafflesia arnoldii

Rafflesia arnoldi

Esta es una planta extraordinariamente rara. No tiene hojas, ni tallo, ni raíces; sólo una flor que puede pesar hasta 11kg y medir hasta 1m de diámetro. Es una planta parásita que crece sobre las raíces los árboles de los bosques tropicales de Sumatra. Al igual que la Flor Cadáver, desprende un olor a carne podrida que sólo atrae a sus polinizadores: las moscas carroñeras.

Como dato curioso, se sabe que es capaz de emitir calor, lo cual le sirve para mimetizar el calor y el olor de un animal muerto para que las moscas se sientan atraídas por la planta.

Welwitschia mirabilis

Welwitschia mirabilis

Si alguna vez vas a los desiertos de Angola o Namibia, es muy posible que te encuentres con una planta que parece estar pasándolo realmente mal. Aunque parezca lo contrario, sólo tiene dos hojas que se extienden hasta alcanzar el metro de largo, sino más. Se cree que por las noches puede absorber el rocío del desierto a través de ellas.

Por cierto, ¿sabes cuánto puede llegar a vivir? ¿50 años? No, mucho, mucho más. Hasta 2000. Es curioso, ¿verdad? Y más teniendo en cuenta que en los desiertos no llueve más que unos centímetros al año.

Y hasta aquí el especial de plantas exóticas. ¿Conoces otras plantas raras?

¿Te gusta la jardinería? Esto no te puede faltar
Tanto si te estás aficionando en el mundo de la jardinería como si eres un experto, no te puede faltar nada de esto:
Kit de accesoriosHerramientasSemillas

Categorías

Plantas

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, actualmente soy coordinadora de este querido blog, en el cual llevo colaborando varios años. Me encanta... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *