Cuándo y cómo sembrar berenjenas

Podemos sembrar berenjenas en maceta

Cuando hablamos de berenjenas, nos referimos a unas hortalizas originarias de Oriente que se caracterizan por ser muy suaves y nutritivas. Como tienen un sabor muy rico y unas propiedades beneficiosas para nuestro organismo, no es de extrañar que se hayan extendido por todo el mundo. Además, hay muchísimas recetas en las que se emplean estas buenísimas hortalizas, pues su sabor y su textura las hacen bastante versátiles a nivel culinario. Para que podáis disfrutar de ellas en vuestro hogar, vamos a explicar cuándo y cómo sembrar berenjenas.

Sembrar berenjenas realmente es más sencillo de lo que puede parecer. Tampoco es necesario tener un jardín o un huerto para ello, en maceta también es posible. Si queréis cultivar estas deliciosas hortalizas, os recomiendo que sigáis nuestro paso a paso.

¿Cuándo se siembra la berenjena?

Lo mejor es sembrar berenjenas a finales de invierno

Antes de explicar cómo sembrar berenjenas, vamos a averiguar cuándo hacerlo. Lo mejor es realizar esta tarea a finales de invierno en semilleros. Al cabo de unos tres meses, cuando ya han alcanzado más tamaño, podremos plantar las berenjenas sembradas en hileras. Dos meses después ya podremos cosechar los primeros frutos. Por lo tanto, la cosecha de estas maravillosas frutas se lleva a cabo de verano a otoño. Generalmente, las opciones de cultivo son bastante mayores si utilizamos semillas.

Como estas plantas acaban ocupando bastante espacio a lo ancho, es muy importante que dejemos una distancia de unos sesenta centímetros entre ellas, y de ochenta centímetros entre las líneas de la plantación. Una vez hayamos introducidos las plantas en los agujeros que hemos creado en el suelo, tenemos que añadir compost y estiércol. Lo mejor es que la tierra esté compuesta por una cantidad considerable de abono. Además, lo más recomendable es que el suelo esté húmedo. Hay que destacar que las berenjenas necesitan muchas horas de sol y unas temperaturas superiores a los diez grados. En cuanto al riego, este debe ser abundante, sobre todo cuando empiezan a aparecer los primeros frutos.

Consejos para sembrar berenjenas

A la hora de cultivar berenjenas, hay un par de consejitos que deberíamos seguir para que la cosecha sea más exitosa. Una vez que las plantas hayan alcanzado una altura de medio metro o más, lo mejor que podemos hacer es colocar unas guías para evitar que se queden pegadas al suelo y acaben teniendo problemas de humedad.

Otro truco para mejorar el cultivo de las berenjenas es clarear la planta. Si eliminamos las hojas inferiores y las interiores, el vegetal tendrá una mejor ventilación y más luz, lo que ayudará a su correcto desarrollo.

¿Cómo sembrar berenjena en casa paso a paso?

Sembrar berenjenas es bastante sencillo

Si bien es cierto que las berenjenas necesitan un espacio considerable para crecer, no es imprescindible tener un jardín o un huerto para cultivarlas. También las podemos sembrar en una maceta bien amplia y así mantenerlas en el patio, en la terraza o incluso en el balcón. Lo que sí resulta vital para estas hortalizas es mantener la tierra fértil y húmeda. Además, este vegetal necesita mucha luz solar, pues proviene de suelos habitualmente cálidos.

Lo primero que debemos hacer es adquirir semillas extrayéndolas de los frutos maduros. Después debemos lavarlas con agua, escurrirlas y dejar que se sequen en un papel durante unos tres días aproximadamente. Una vez secas, tenemos que hacer un agujero en la tierra. Este debe tener una profundidad aproximada de 1,25 centímetros. En él colocaremos dos semillas y las cubriremos con tierra posteriormente. Ya sólo queda colocar las macetas en algún lugar soleado y cálido y mantener el vegetal húmedo. Las plantas germinarán unas diez semanas. Una vez que lleguen a los quince centímetros de altura toca trasplantarlas a una maceta más profunda. Eso sí, sólo debemos realizar esta tarea si el clima es lo bastante cálido.

Otra opción sería adquirir plantines de un vivero o de una huerta. En este caso ya los podremos plantar directamente en la maceta final. Esta debería tener una capacidad de unos treinta litros aproximadamente, y una profundidad equivalente a 25 centímetros. También debemos tener en cuenta que cada berenjena requerirá un espacio de al menos 30,5 centímetros para poder crecer adecuadamente. Es importante que la maceta tenga un buen drenaje para evitar que se encharquen las raíces.

Cómo sembrar berenjenas paso a paso

A continuación explicaremos paso a paso cómo sembrar berenjenas de forma sencilla. Haciéndolo bien y cuidado correctamente a la planta, podremos cosechar nuestras propias berenjenas.

  1. Sembrar: Primero sembraremos las semillas como hemos explicado anteriormente.
  2. Trasplantar: Cuando hayan alcanzado suficiente altura, trasplantaremos las plantas a una maceta adecuada. Si optamos por adquirir directamente los plantines, podremos plantarlos en la maceta final y ahorrarnos la siembra y la espera. En la maceta debe haber tierra con suficiente compost. Lo mejor es usar la siguiente mezcla: Dos partes de tierra y una parte de arena. Así podremos controlar mejor la humedad. A la hora de trasplantar debemos humedecer el suelo y colocar la plántula lo más recto que nos sea posible. También es recomendable que la maceta sea de cerámica y no de plástico, pues mantendrá mejor el calor. Además, suelen ser más pesadas, lo que les ayudará a soportar mejor el peso de la berenjena madura.
  3. Ubicar la maceta: Como las berenjenas requieren mucho calor y mucha luz, lo mejor es colocar la maceta en un lugar muy soleado y cálido.
  4. Cosechar: Una vez que la planta haya florecido, ya podremos cosechar las berenjenas. Esta tarea se debe llevar a cabo antes de que el vegetal haya crecido completamente. En cuanto a las berenjenas, sabremos que están listas cuando su piel esté brillante. A la hora de coger los frutos, debemos hacerlo cortándolos sin tirar del vegetal.
Artículo relacionado:
¿Cómo podar y entutorar berenjenas?

Para el último paso debemos tener en cuenta que el tiempo que tardemos en poder cosechar las berenjenas dependerá principalmente de la variedad que cultivemos. Generalmente se pueden adquirir las berenjenas al cabo de dos o tres meses desde su siembra.

Ahora ya sabemos cuándo y cómo sembrar berenjenas. ¡Sólo nos queda ponernos manos a la obra para poder disfrutar de estas deliciosas hortalizas!


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)