¿Quieres tener los semilleros en perfecto estado? ¡Entra!

Semillero de tomates

En plena época de sembrar semillas, es el momento ideal para cuidar de tus semilleros, garantizando así la supervivencia de las plantitas. Desde que se siembran las semillas hasta que las plantas alcanzan una determinada altura, la cual dependerá de qué especie sea, su salud es muy delicada.

Por ello, no hay nada como seguir estos consejos y disminuir en gran medida los riesgos que puedan presentarse durante la temporada de crecimiento.

Pitaya

Primero: limpiar bien el semillero

Si eres como yo al/la que le gusta reutilizar una y otra vez las cosas hasta que dejan de ser utilizables (algo que no suele ocurrir), lo primero que tienes que hacer es limpiar a consciencia el semillero que vas a usar para sembrar tus semillas. Lo ideal es utilizar productos ecológicos, pero también puedes utilizar algunas gotas de lavavajillas y después aclararlo bien. Por último, se puede dejar secar al sol, o lo secamos nosotros mismos con un trapo.

Segundo: escoger el sustrato

Esto es lo más importante y complicado a la vez, ya que dependiendo del tipo de planta que sea, será más aconsejable un tipo de sustrato u otro. Por ejemplo:

  • Cactus, crasas y otras plantas desérticas: usar un sustrato específico para cactus, o hacer una mezcla de 60% de turba negra, 30% de perlita y un 10% vermiculita.
  • Árboles autóctonos o de fácil cultivo: sustrato universal, o turba negra al 70% con 30% de perlita.
  • Árboles y arbustos que están muy al límite de nuestra zona climática (ya sea por calor o por frío): para este tipo de plantas aconsejo utilizar sustratos de alta calidad o mezclas, como pueden ser 40% de akadama con un 60% de turba negra.
  • Plantas acuáticas y de temporada: turba negra.

Tercero: escoger el agua de riego

El agua más idónea es la de lluvia, pero si vives en un zona seca puedes utilizar agua de grifo dejándola reposar una noche para que el cloro baje. Si se trata de especies que requieran agua y sustrato con un pH bajo, añade unas cuantas gotas de limón o vinagre por cada litro de agua, y podrás utilizarla para regar sin problemas.

Cuatro: ubicación

La ubicación de los semilleros también depende las plantas que hayas sembrado. Por lo general se deben de colocar a pleno sol, pero plantas como Calathea, arces o Aspidistra germinarán mejor en semi-sombra.

Semillero

Consejos finales

Para acabar, me gustaría darte unos consejos finales que seguro que te servirán. El primero tiene que ver con la frecuencia del riego. Es muy importante mantener siempre cierto grado de humedad en el sustrato, a fin de que las plantas puedan crecer bien.

Asimismo, también es necesario que utilices algún fungicida ecológico -como puede ser el cobre o el azufre- desde el primer día de siembra y siguiendo las recomendaciones del fabricante, ya que así evitarás que los hongos ataquen a los brotes recién germinados, y mantengan así un estado de salud envidiable.


Categorías

Semillas

Mónica Sánchez

Investigadora de las plantas y de su mundo, en el cual llevo desde el año 2006. El verde tiene un ''no sé qué'' capaz de enseñarnos muchas cosas... Ver perfil ›

Escribe un comentario