Anturio: enfermedades

Anturio enfermedades

Tener un Anturio en casa cada vez es más fácil porque son plantas habituales en las tiendas y floristerías que, por su vistosidad, muchos se hacen con ellas. Sin embargo, al Anturio las enfermedades pueden causarle factura, hasta el punto de que se mueren.

Como no queremos que te pase esto, hoy vamos a ser más prácticos y a continuación te vamos a hablar de cada una de las enfermedades que le afectan a esta planta y te daremos consejos para intentar evitarlas y, en caso de que las pille, cómo solucionarlo. Así que, sigue leyendo.

Araña roja

La araña roja es una de las enfermedades del Anturio a la que hay que tener más precaución. En realidad es una plaga y estas arañas muchas veces no se ven a simple vista porque, por si no lo sabes, son muy, muy pequeñas (0,5 milímetros).

Lo que sí notarás son lo que les provoca, que en este caso hará que las hojas y flores se abarquillen y empiecen a secarse inevitablemente hasta que, finalmente, se caerán.

Para solucionarlo, puedes pulverizar a la planta con un poco de agua porque a las arañas esto no les gusta nada. Otra opción es ponerla en un lugar más fresco y en sombra, pero aquí dependerá de las necesidades del Anturio.

Tizón bacteriano

Este nombre tan extraño hace referencia a una enfermedad causada por una bacteria, la Xanthomonas campestris. ¿Y qué hace este bichito? Pues va invadiendo la planta por dentro haciendo que el paso del agua y los nutrientes se vea afectado. Algo parecido a lo que hace el colesterol en nuestro cuerpo. Así se comporta esto.

Físicamente lo que verás es que las hojas de tu planta empiezan a caerse sin remedio. Así que, para evitarlo, los expertos recomiendan que lo coloques en una de las zonas de la casa con mejor luz solar (siempre indirecta) y evitar en la medida de lo posible zonas donde el aire y la humedad circulen.

Otra acción a hacer es eliminar las hojas para evitar que la enfermedad se transmita, pero no es bueno echarle ningún producto químico.

Pudrición de la raíz

Otra de las enfermedades más habituales en los Anturios es la pudrición de la raíz que viene provocada por la aparición de la bacteria Erwina carotovora. Lo que hace es ir comiéndose la parte de las raíces y la base del tallo provocando al principio lesiones muy poco perceptibles (hasta que casi es demasiado tarde).

Lo cierto es que la planta se deteriorará muy rápidamente y hay un signo que te avisará de este problema: el mal olor que desprenderá. Además, empezará a oscurecerse y cuando esto pasa no hay mucha solución (ten en cuenta que las raíces es lo más importante de las plantas).

conjunto de flores del Anturio

Podredumbre

Si antes te hemos hablado de la pudrición de la raíz, también debes tener en cuenta la Podredumbre, que es otra enfermedad del Anturio a tener muy en cuenta. Se produce por un hongo que puede estar en la planta durante años sin hacerle nada. Hasta que se activa.

Esto hace que este hongo se vaya alimentando de la planta mientras la va deteriorando, haciendo que se marchite y se seque casi irremediablemente. ¿Por qué? Pues porque es el hongo el que recibe todos los nutrientes y además se alimenten de la energía de la planta.

Para solucionarlo, lo que podrías intentar es cambiarle la tierra por otra de buena calidad. Pero como el hongo no se distingue bien a simple vista, esto puede ser difícil de lograr.

Xanthomonas

Si bien antes te hemos hablado de una bacteria concreta, en este caso la enfermedad es más generalista y la verás físicamente en la parte de las hojas y en las espatas. ¿Qué produce? Que le salgan manchas, primero amarillas, y luego de color marrón. Estas empiezan sobre todo en el borde y poco a poco van invadiendo toda la hoja haciendo que, irremediablemente, mueran. Pero no solo eso, sino que al final también los tallos se ven dañados.

Para solucionarlo, es importante no regar en demasía, y sobre todo sin mojarle ni las flores ni las hojas y apoyarla con abonos ricos en nitrógeno ya que le permiten combatir esta enfermedad.

nacimiento de una flor de Anturio

Ralstonia solanacearum

Este nombre tan extraño hace referencia a uno de los problemas habituales que se presentan en los Anturios: que las hojas se vuelvan amarillas y más finas. El término exacto para referirse a esto es clorosis pero lo cierto es que es solo el primer paso para esta bacteria pues, tras afectar a las hojas (a todas o a una buena parte), lo siguiente es pasar al sistema vascular y ahí es cuando todas las hojas y tallos se volverán marrones.

Si llega hasta ahí es difícil salvar la planta porque se estará consumiendo hasta dentro.

Virus del mosaico

¿Te ha pasado alguna vez que has mirado las hojas de tu Anturio y le has visto como pequeñas manchitas amarillas o de un verde mucho más clarito dispersas por las hojas? Es posible que no le hayas dado importancia pero, con el paso del tiempo, esas manchitas se irán haciendo más y más visibles,y cambiarán a un color marrón para, después, ser negras e invadir más partes de la hoja.

Sentimos decirte que es una de las enfermedades del Anturio que, además de ser habitual, es causada por un virus y no tiene cura.

Lo que sí puedes intentar es que, si solo se le ve una hoja o dos, cortarlas y controlar que no aparezcan en el resto de las hojas. Así, estarás previendo que se pueda dispersar, no solo por tu Anturio, sino por otras plantas que tengas cerca de esta o que puedan rozarse y afectarse unas y otras.

flor rosa Anturio

Antracnosis

Aunque este nombre te pueda evocar una «araña», en realidad es un hongo, el Colletotrichum gloeosporoides. Este hará que tu Anturio pierda las flores si no lo coges a tiempo.

Al principio, las flores tendrán una pequeña mancha marrón en el espádice. Con la humedad, esas manchas van a crecer y además parecerá como si esa parte estuviera muy húmeda. A la vez, hará que las hojas empiecen a sentirse pegajosas y aparecerán en las manchas marrones unas esporas de color naranja.

¿La solución? Echarle un fungicida antes de que sea demasiado tarde.

Como ves, hay muchas enfermedades del Anturio a tener en cuenta, además de plagas. Conocerlas a menudo te da el poder para solucionarlas antes de que pierdas la planta. ¿Te ha pasado alguna vez? ¿Cómo actuaste?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.