Sedum (Sedum palmeri)

flores amarillas de la planta Sedum palmeri

La Sedum palmeri consiste en una planta herbácea suculenta perteneciente a la familia Crassulaceae, proveniente de México, la cual debido a su gran nivel de belleza, sencillo cultivo, floración y rápido desarrollo, suele ser comúnmente cultivada con propósitos ornamentales.

Por lo general, suele ser usada para cubrir tanto rocas como jardineras, las cuales normalmente se encuentren poco expuestas a la luz solar. Cabe señalar que no se trata de una planta que soporte la intensa exposición al sol durante el verano, especialmente en zonas de los trópicos.

Características de la Sedum palmeri

planta suculenta Sedum palmeri

Esta planta suele caracterizarse por presentar rosetas con hojas no muy unidas y tallos rastreros (que son semi-erectos en el caso de las plantas más pequeñas) y bastante ramificados los cuales tienen la capacidad de cubrir enormes áreas en un corto lapso de tiempo.

También cabe mencionar que sus tallos suelen desarrollar múltiples raíces (que crecen desde las cicatrices donde se encontraban las hojas antiguas), las cuales ofrecen a la planta la oportunidad de sobrevivir en caso de sufrir alguna fractura; ya que si el tallo llegara a romperse, habrán más raíces que permitirán que la planta se mantenga viva sin que sea preciso producirlas nuevamente.

Asimismo, sus tallos cuentan con un tono verde grisáceo, y se distinguen por ser totalmente lisos y glabros. Sus hojas suelen tener una forma ovalada, siendo alargadas y poco carnosas, por lo que no sobrepasan los 0,4cm de grosor; por lo general, tienen unos 10cm de largo y unos 3 cm de ancho en la zona media.

Poseen un margen entero y un ápice que bien puede ser redondeado o un poco agudo. Usualmente son de un tono verde claro y  grisáceo; sus rosetas no suelen ser demasiado compactas, por lo que es posible apreciar una ligera separación del tallo entre una y otra, a diferencia de lo que ocurre en otras especies de su mismo género.

Sus flores suelen ser bastante pequeñas, sin embargo, muchas de ellas se encuentran dispuestas en inflorescencias terminales las cuales le dan un aspecto realmente atractivo. Estas inflorescencias crecen alrededor del ápice de los tallos y tienen la capacidad de crear más de 40 flores, las cuales se irán abriendo lentamente.

Asimismo, sus flores poseen una forma estrellada y segmentos de la corola (5 pétalos libres en esta especie), mientras que sus estructuras reproductoras se distinguen por ser totalmente amarillas. Cabe mencionar igualmente, que en sus flores es posible apreciar tanto 10 estambres como 4 carpelos centrales globosos que poseen ápices agudos.

Usos

  • Esta planta suele ser utilizada comúnmente como una planta que cubre aquellas áreas más secas en el jardín, al igual que para rocallas e incluso, en macetas y jardineras para terrazas, balcones y patios.
  • Además, resulta perfecta para jardines cerca del mar o dentro de las grandes ciudades, ya que es capaz de soportar tanto la salinidad como la contaminación atmosférica. En cualquier caso, dentro de sus principales usos podemos señalar los mencionados a continuación:
  • Se tratan de plantas de rocalla.
  • Son totalmente idóneas para cubrir espacios pedregosos y secos donde otras plantas no lograrían sobrevivir.
  • Ideales para los bordes de caminos.
  • Completamente idóneas para recubrir los muros de piedra.
  • Se usan para tapizar el suelo de tal manera que ayudan a evitar la aparición de malas hierbas.

Cabe señalar también que, pese a que cubren totalmente el suelo, casi no consumen nutrientes; y debido a que posee raíces tan superficiales y pequeñas, las mismas no llegan a invadir o molestar a las plantas que puedan estar a su alrededor, razón por la cual resultan muy apropiadas  para proteger árboles y a otras plantas que no sean capaces de tolerar el exceso de sol y sequía.

Sus propiedades medicinales

Del mismo modo que otras plantas, es posible que sus hojas ofrezcan propiedades medicinales, destacando especialmente como cicatrizantes y antiinflamatorias cuando son aplicadas directamente sobre la piel.

Se caracteriza por ser muy sencilla de mantener dentro del jardín, sin embargo, hay que tener presente que resulta bastante susceptible tanto a los fuertes rayos solares como a las sequías prolongadas. Dicho esto, a continuación hablamos un poco acerca de los cuidados básicos que requiere esta planta suculenta:

Iluminación

La Sedum palmeri consiste en una especie que necesita de un gran nivel de iluminación para poder desarrollarse óptimamente y florecer, no obstante, no es capaz de soportar la exposición directa al sol del mediodía.

Por eso, es aconsejable cultivarla en áreas de semi-sombra o debajo de mallas de sombreado, a fin de impedir que se deshidrate rápidamente y sus hojas se quemen. Asimismo, tampoco es conveniente cultivarla en lugares sombríos.

Temperatura

Esta planta debe desarrollarse en climas frescos en los que las temperaturas no sobrepasen los 35°C y no sean menores a unos 8°C. Lo más recomendable, suele ser cultivarla en espacios que poseen un rango de temperaturas que ronde los 15-28°C. Además, es muy importante evitar que la Sedum palmeri se exponga a heladas.

Sustrato

Requiere un buen sistema de drenaje para que sus raíces puedan mantenerse saludables y no se pudran. No exige un suelo demasiado rico en cuanto a materia orgánica, sin embargo, siempre agradecerá que se le aplique de forma trimestral. Cabe señalar también, que esta planta puede desarrollarse sin problemas al ser cultivada en sustratos especialmente preparados para cactáceas y crasas, al proporcionarle una capa más de arena gruesa.

Riego

Al contrario de otras plantas suculentas, es capaz de soportar un riego más constante, aunque no de forma excesiva. Cuando existe un intenso nivel de calor ambiental, suele ser común que esta planta se deshidrate en muy poco tiempo, por lo que durante la época de verano resulta preciso regarla un par de veces a la semana.

Multiplicación

Su multiplicación puede realizarse con esquejes de unos 10cm. Igualmente, es posible cortar parte de alguno de los tallos rastreros para luego separar la planta. Asimismo, las nuevas rosetas que suelen crecer alrededor de los tallos, de igual manera se pueden separar a fin de conseguir nuevas plantas.

Enfermedades y plagas

Sedum palmeri en maceta

Esta planta suele ser atacada por pulgones, caracoles, ácaros, las cochinillas y también por varios tipos de aves; en el caso de las plagas como los pulgones y cochinillas, es posible eliminarlas usando un algodón humedecido en alcohol o, de lo contrario,  retirándolas de forma manual con las uñas.

Por su parte, es posible impedir la presencia de los ácaros asegurándose de que alrededor de la planta exista un ambiente húmedo, para esto es recomendable el uso de pulverizaciones al menos cada 2 días. En el caso de los caracoles, los mismos suelen devorar los nuevos brotes y es justamente por eso que se aconseja colocar la planta en lugares que sean inalcanzables para ellos.

No cabe duda, esta destaca por tratarse de una hermosa planta suculenta o crasa, no cactácea, de la cual resulta un poco complicado no enamorarse después de conocerla. Ahora que conoces más de ella, ¿te gustaría cultivarla?


2 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Maria Ines dijo

    Quería q me orienten para replantar las nuevas rosetas ,colgantes,de la Sedum palmeri.
    Como hacer? Es posible su reproduccion?

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola María Inés.

      Sí, en realidad es muy fácil. Si tienen un poco de tallo, aunque sea corto, simplemente tienes que plantarlos en macetas con tierra, regar, ponerlos en semisombra y … esperar. No tiene mucho misterio 🙂

      Lo único es que debes de procurar regar solo cuando la tierra esté seca. Pero por lo demás, enraizarán pronto si es primavera o verano.

      Saludos.