Cuidados del limonero

Cuidados del limonero

El limonero es uno de los árboles frutales más cultivados en las regiones templadas y cálidas del mundo. El fruto, si bien no se puede consumir directamente, es muy utilizado para dar sabor a diversos platos. Además, es una planta que, con el tiempo y algunas podas, puede llegar a dar buena sombra al jardín, por lo es una especie realmente interesante.

¿Quieres saber cuáles son los cuidados del limonero? A continuación conocerás todos los trucos para que tu frutal produzca una gran cantidad de limones.

Características principales

Variedades de limonero

El limonero, cuyo nombre científico es Citrus x limon, es un árbol perennifolio que alcanza una altura de 5-6 metros. Es la especie de cítricos más sensible al frío, aguantando heladas muy débiles y puntuales de hasta los -3ºC. Esto es algo que hay que tener muy en cuenta, ya que si vivimos en una zona el invierno es más fresco tendremos que protegerlo con plástico transparente de invernadero o, incluso, en el interior del hogar en una habitación que esté bien iluminada.

Tiene una copa redondeada que hace que no tengamos que realizar demasiadas podas para que tenga un aspecto atractivo. Su tronco es grueso y la corteza de color gris. Dependiendo del tipo de limonero que hayamos sembrado la textura del tronco suele variar. Debemos tener en cuenta que, para poder sembrarlo y que esté en buenas condiciones, hay que evitar los terrenos con alto  índice de sodio o poca profundidad. Esto es debido a que reducen la productividad de limonero. Si vamos a tener un limonero común un objetivo meramente estético, no hace falta que el produzca demasiados limones. Por otro lado, si nuestro objetivo es la producción de limones debemos tener en cuenta este aspecto.

Una de las características que ayuda que limoneros será más atractivo de forma ornamental es su olor. Es bastante peculiar y agradable ayudando a provocar un aroma embriagador. Posee unas hojas de tipo dentadas que acaban en punta. El color de las hojas es verde en mate y suelen medir aproximadamente entre los 5 y 10 centímetros de longitud, dependiendo de la especie. También podemos ver que tienen espinas gruesas y afiladas en las ramas. El fruto o, el limón, tiene forma ovoide y mide aproximadamente unos 10 centímetros de largo cuando alcanza su madurez. Suele tener un pezón en la punta. La longevidad de limonero es de unos 50-60 años, por lo que nos acompañan a casi toda la vida.

Variedades de limoneros

cuidados del limonero en el jardin

Ya hemos mencionado varias veces que dependiendo de la especie de limonero tendremos unos cuidados de limonero u otros. Vamos a ver cuáles son las principales especies que se cultivan:

  • Eureka: es el tipo de limonero más común cultivado. Suele crecer durante todo el año y de forma abundante.
  • Lisbon: es un árbol que tienen más espinas en las ramas durante su juventud. Suele tener unos frutos que otorgan una mayor cantidad de zumo pero tienen mayor acidez.
  • Ponderosa: se trata de una especie de limonero que es bastante resistente a las heladas. Los frutos varían del resto en que son más largos y con una piel más delgada.
  • Meyer: destaca por tener un fruto que es una especie híbrida entre limón y naranja. Aunque tiene color amarillo y en algunos tonos anaranjados. Al necesitar de tantos cuidados no está comercializado.
  • Yozu: es una especie de limonero que se cultiva en Japón y Corea. Su fruto tiene características entre los pomelos y las naranjas chinas. También son tolerantes al frío.

Cuidados de limonero

limon

Una vez que tenemos nuestro árbol en el hogar, tenemos que buscarle un sitio protegido del frío y expuesto al sol de manera directa para que pueda crecer. En el caso de que queramos tenerlo en maceta, lo pasaremos a una que sea unos 3-4cm más amplia; y si lo queremos -y si podemos- tenerlo en tierra, lo plantaremos en el huerto a una distancia de al menos dos metros de cualquier otra planta alta.

Es recomendable nutrir el suelo primero un abono y otros suplementos que le ayuden aportar los nutrientes necesarios para su correcto crecimiento. Se puede realizar mediante germinación de semillas y para ello es recomendable esperar al invierno. Esto es debido a que durante esta época descansa de la floración. Hay que plantarlo en una zona donde esté protegido del viento, no sólo del frío.

Si hablamos del riego, éste deberá de ser frecuente, especialmente en verano ya que no resiste la sequía. Teniendo esto en cuenta, lo regaremos de tres a cuatro veces durante la temporada estival, y cada cuatro días el resto del año. El mejor riego es de aspersión y hay que regarlo casi a diario. Necesitan gran cantidad de magnesio que se puede incorporar mediante el abonado.

Desde primavera hasta finales del verano deberemos de aprovechar para abonarlo con abonos orgánicos, como por ejemplo el guano o estiércol, echando una capa de dos o tres centímetros una vez al mes.

La mayor parte de los cuidados de limonero hay que darlo durante su crecimiento. Principalmente el crecimiento se da en tres estaciones: en la primavera nacen las hojas más jóvenes con un aspecto más claro que las adultas y botones florales sobre las nuevas ramas. En la época de verano hay algunos nacimientos menores que en la primavera dado que las temperaturas son más altas. También vemos un crecimiento en otoño en el que se forman algunas hojas como medida para asegurar el follaje.

Por último, deberemos de podarlo a finales de invierno. Para ello tenemos que quitarle las ramas muertas, enfermas o débiles, y recortar aquellas que estén creciendo en exceso. También hay que tener en cuenta que hay que despejar la copa del árbol en el centro para permitir qué la luz pueda entrar al interior y nutra las raíces. Las podas hay que realizarlas en primavera. Ninguna de ellas se aconseja que sea muy extrema para no dañar el árbol.

Con estos consejos, nuestro limonero nos dará más de una alegría cada año siempre y cuando lo mantengamos alejado de las plagas del limonero más comunes.


6 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   roberto reyes guerrero dijo

    gracias por la informacion aqui proporcionada mi arbol de limon esta tirando el fruta pequeno como que le falta vitaminas o algo para detenerlo si hay un fertilizante por favor proporcionenme el nombre y gracias a todos los que nos gusta la agricultura hogarena

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Roberto.
      Un abono muy rico en nutrientes y de rápida eficacia es el guano. Tienes más información en este artículo.
      Un saludo 🙂

  2.   Ricardo dijo

    Est. Monica
    Le envío fotografías de mí excepcional limonero de 15 años, que enfermo subitamente, sospecho que se contagio del limonero de un vecino que esta en muy mal estado.
    No le salieron hojas nuevas este año y se le están cayendo las viejas de un solo lado de la copa, las ramas tienen un musgo verde que en algunas partes se está resquebrajado como se ve en las fotografías.
    Quisiera me dé su diagnostico sobre su estado y algun tratamiento sugerido, me dicen que tiene un hongo y que lo trate con sulfato de cobre ??
    Desde Ya le agradezco su respuesta, que es muy importante para nosotros.
    Por favor indiqueme a que mail le puedo hacer llegar las fotografias. Gracias
    Atte Riccardo

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Ricardo.
      Bueno, no se ven las imágenes, pero por lo que cuentas seguramente se trate de un hongo. Que se le caigan las hojas sólo de un lado no es normal.
      El sulfato de cobre es muy buen fungicida, pero en realidad cualquier fungicida que contenga cobre te servirá.
      Un saludo.

  3.   mila dijo

    Hola, tenía un limonero y tuve que hacer obras lo sacaron con raiz y dijeron que me lo plantarían en otro sitio, el caso es que lo hicieron pero tardaron cuatro días en los cuales el limonero estuvo fuera de tierra cuatro dias esperando a que lo plantaran, al final lo hice yo pero aunque me han dicho que vivirá la verdad es que esta feo, en el caso de que pudiese aguantar, podría ayudarle de alguna manera, muchas gracias.

    1.    Mónica Sánchez dijo

      Hola Mila.
      Cada maestrillo tiene su librillo, pero mi opinión personal es que no debieron de tardar tanto en plantarlo. Un limonero no es un castaño por ejemplo, que tiene las raíces más resistentes a los trasplantes.

      Pero bueno, lo hecho … hecho está. Riégalo con hormonas de enraizamiento durante las primeras veces, y cuando pase un mes o eso rasca un poco el tronco o alguna rama a ver si sigue verde.

      Ánimo!