¿En qué consiste el riego por inundación?

El riego por inundación es uno de los métodos de riego más antiguos y simples que existen

El riego por inundación es uno de los métodos de riego más antiguos y simples que existen. Desde la antigüedad, los agricultores han utilizado esta técnica para regar sus cultivos, aprovechando las inundaciones naturales de los ríos y arroyos para humedecer sus tierras. Hoy en día sigue siendo utilizado en muchos lugares del mundo, especialmente en zonas rurales y en cultivos específicos como el arroz.

Aunque puede parecer un método de riego obsoleto, el riego por inundación todavía ofrece algunas ventajas sobre otros métodos más modernos, especialmente en zonas con bajos recursos hídricos. El objetivo de este artículo es explicar en detalle qué es el riego por inundación, cuáles son sus ventajas y desventajas, qué cultivos se riegan con este método y cómo se puede mejorar su eficiencia.

¿Qué es el riego por inundación?

Para aplicar el riego por inundación se usa un sistema de canales o surcos en el terreno que se llenan de agua

Cuando hablamos de riego por inundación nos referimos un método de riego en el que el agua se aplica en una parcela agrícola inundando temporalmente el suelo. Esta técnica se utiliza comúnmente en áreas donde el agua es abundante y económica, y donde el terreno es relativamente plano.

Para aplicar el riego por inundación se usa un sistema de canales o surcos en el terreno que se llenan de agua. El agua se mantiene en el campo durante un período de tiempo determinado, generalmente de varias horas, hasta que el suelo absorbe suficiente agua y la humedad se distribuye uniformemente en la zona de raíces de las plantas. Luego, el agua se drena y se envía de vuelta a la fuente de agua.

Ventajas  y desventajas

El riego por inundación tiene algunas ventajas y desventajas que son importantes a considerar al decidir qué método de riego utilizar. Estos son algunos de los pros de esta técnica: 

  • Es fácil y económico de implementar, especialmente en terrenos relativamente planos.
  • Requiere poco mantenimiento y mano de obra.
  • Es eficiente en términos de uso de agua, ya que el agua se aplica directamente al suelo y se evita su pérdida por evaporación.
  • Puede proporcionar una distribución uniforme del agua en el suelo.
  • Puede ser utilizado para una variedad de cultivos, incluyendo cultivos de arroz, alfalfa, caña de azúcar, y otros.

No obstante, hay que tener en cuenta las desventajas de este sistema de riego. Son las siguientes:

  • Puede ser inadecuado para terrenos con pendientes pronunciadas o suelos que no drenan bien.
  • Puede causar la acumulación de sales en el suelo. Esto puede dañar las plantas y reducir la productividad.
  • Puede ser difícil controlar la cantidad de agua que se aplica. En consecuencia puede darse una aplicación excesiva o insuficiente.
  • Puede contribuir a la contaminación del agua y la propagación de enfermedades de las plantas. Esto se debe a que el agua que se utiliza para inundar el campo puede contener patógenos y otros contaminantes.
  • Puede requerir el uso de grandes cantidades de agua. Este hecho puede no ser sostenible en áreas con escasez de agua o donde el agua es costosa.

¿Qué cultivos se riegan por inundación?

El riego por inundación es un método de riego que se puede utilizar para diversos cultivos

Este método de riego se puede utilizar para diversos cultivos. Los más habituales son los siguientes:

  • Arroz: Es un cultivo que se adapta muy bien al riego por inundación, ya que necesita un ambiente muy húmedo para crecer adecuadamente. Ver ficha.
  • Caña de azúcar: Se riega comúnmente por inundación, especialmente en áreas con suelos arcillosos. Ver ficha.
  • Alfalfa: Es otro cultivo que se puede regar con este método, ya que su sistema de raíces profundo puede acceder al agua que queda en el suelo después de que el agua se haya drenado. Ver ficha.
  • Frijoles: Son un cultivo que también se riega comúnmente por inundación, especialmente en áreas donde el agua es abundante y el suelo tiene buena capacidad de retener agua. Ver ficha.
  • Maíz: También el maíz es un cultivo que se puede regar con este método, sobre todo en áreas con suelos arcillosos que retienen bien el agua. Ver ficha.
  • Verduras de hojas verdes: Muchas verduras de hojas verdes, como la lechuga, la espinaca y el kale, se pueden regar por inundación. Sin embargo, es importante tener cuidado para evitar la propagación de patógenos a través del agua de riego.

En general, el riego por inundación es más adecuado para cultivos que toleran la humedad en el suelo y que no se ven afectados negativamente por la acumulación de sales.

¿Cómo hacer más eficiente el riego por inundación?

Para hacer el riego por inundación más eficiente, es importante considerar algunos aspectos importantes. Veamos algunas estrategias que se pueden utilizar:

Manguera
Artículo relacionado:
Cómo elegir el sistema de riego de mi jardín
  • Controlar la cantidad de agua aplicada: Se puede hacer mediante el uso de canales de riego que permitan ajustar la cantidad de agua que fluye en el campo, así como mediante el uso de sistemas de medición de caudal y presión.
  • Mantener el suelo en buen estado: Un suelo bien preparado, nivelado y libre de maleza y otros obstáculos puede ayudar a asegurar que el agua se distribuya uniformemente en el campo. Además, si tiene una buena estructura puede permitir una mejor absorción y retención del agua.
  • Evitar la pérdida de agua: Evitando el exceso de agua no perderemos tanta en la escorrentía del agua y en áreas no deseadas. También se pueden utilizar barreras de contención para asegurar que el agua permanezca en el área deseada.
  • Controlar la calidad del agua: El agua de mala calidad puede afectar negativamente el crecimiento de las plantas y la productividad del cultivo. Se pueden realizar pruebas de calidad del agua para determinar su contenido de salinidad, pH y otros parámetros.
  • Utilizar prácticas de riego complementarias: Para mejorar la eficiencia del riego por inundación, se pueden utilizar prácticas de riego complementarias, como el riego por goteo, el riego por aspersión, y otros métodos de riego. El uso de estos métodos de riego puede ayudar a reducir la cantidad de agua que se necesita para regar el campo, y también pueden ayudar a reducir la acumulación de sales en el suelo.

Como podéis ver, el riego por inundación es un sistema que tiene muchos aspectos a tener en cuenta. Escoger el mejor método depende del terreno y del tipo de cultivo que tengamos.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.