Árboles con flores

Los árboles con flores son ideales para embellecer el jardín

¿Quién no quiere tener árboles con flores en su jardín? Son una belleza natural capaz de alegrarte el día robándote una sonrisa. Pero claro, de tanta variedad que hay, puede resultarnos difícil elegir a los más adecuados. Queremos facilitarte esa tarea, así que hemos hecho una selección de las especies más fáciles de encontrar para que puedas gozar de su belleza en tu lugar favorito del hogar.

Algunos son más aptos para climas templados, otros para los tropicales y otros en cambio toleran un amplio rango de temperaturas. Por eso, verás que aparte de hablarte de sus características principales, también te diremos su rusticidad. De este modo, sabrás si pueden vivir bien en tu zona.

Almendro

El almendro produce flores blancas o rosas

El almendro es un arbusto o pequeño árbol caducifolio cuyo nombre científico es Prunus dulcis. Alcanza una altura de 3 a 5 metros, y en primavera de sus ramas brotan gran cantidad de flores solitarias o agrupadas, de color blanco por lo general, aunque pueden ser rosas dependiendo de la variedad. Hacia finales del verano sus frutos, es decir, las almendras, empezarán a estar listas para su consumo. Soporta bien los períodos secos si son cortos (no la sequía), y las heladas de hasta los -7ºC.

Árbol del fuego

El árbol del fuego produce numerosas flores rojas

Imagen – Wikimedia/Bidgee

El árbol del fuego, cuyo nombre científico es Brachychiton acerifolius, es un árbol caducifolio que tiene un rápido ritmo de crecimiento, pudiendo crecer en torno a los 30-40 centímetros por año si se dan las condiciones adecuadas. Crece hasta los 15 metros de altura, si bien en su hábitat natural puede llegar a los 40 metros. Sus flores son una maravilla, puesto que son como campanitas de color escarlata, y son muy numerosas. Resiste hasta los -7ºC.

Bauhinia

Bauhinia blakeana

Imagen – Wikimedia/Ianare

La Bauhinia es originaria de  los EEUU, India y Vietnam, en donde se conoce como »árbol orquídeo». Sus flores son de una extraordinaria belleza y, según la especie, serán rosas, blancas o bicolores. Crece hasta una altura de unos 10m, con una copa de 3 a 5 metros de diámetro, con hojas caducas. Resiste heladas ligeras, con lo cual se puede cultivar en jardines de clima diverso.

Catalpa

Las flores de la catalpa son blancas

La catalpa, cuyo nombre científico es Catalpa bignonioides, es un árbol de hoja caduca originario de las regiones templadas de Norteamérica, India y Asia. Con una altura de hasta 25 metros, y unas hojas acorazonadas bastante grandes con una longitud de 10-15cm, es perfecto para jardines con climas que tengan las cuatro estaciones bien diferenciadas. Sus flores son blancas, en forma de trompeta, y aparecen en primavera. Además, puede soportar heladas de hasta los 12ºC.

Flamboyán

El flamboyan tiene flores rojas o naranjas

Imagen – Flickr/Mauricio Mercadante

Su nombre científico es Delonix regia y, aunque es originario de Madagascar, hoy en día crece en las regiones que gozan climas tropicales o subtropicales de todo el mundo. Sus hojas son perennes, aunque caerán si la temperatura baja de los diez grados o si por el contrario hay una marcada estación seca. Crece hasta una altura de seis metros, con una copa aparasolada de unos cuatro metros. Las flores se agrupan en inflorescencias rojas, o naranjas (la variedad Delonix regia var. flavida). Es ideal si necesitas tener una planta que te dé algo de sombra. Pero eso sí, tienes que saber que no soporta heladas; quizás hasta los -1ºC si es por poco tiempo, pero nada más.

Jacarandá

Jacaranda mimosifolia en flor.

Imagen – Wikimedia/Bidgee

El Jacaranda mimosifolia es un árbol de hojas semicaducas (es decir, que no las pierde todas en otoño) muy elegantes. Con un crecimiento rápido en poco tiempo puedes tener una planta que con un bajo mantenimiento te regale cantidad de flores de un color lila precioso. Además, crece hasta los 10 metros, y su copa es muy densa. Es perfecto para climas cálidos, pero también ha demostrado ser resistente a las heladas ligeras de hasta los -4ºC. Eso sí, es aconsejable mantenerlo protegido de los fuertes vientos.

Lila

El lilo común tiene flores pequeñas

El árbol conocido como lila, y cuyo nombre científico es Syringa vulgaris, es un árbol o arbolito de hoja caduca que alcanza los 7 metros de altura. Crece a buen ritmo, y es ideal para cultivar en jardines de bajo mantenimiento. Durante la primavera produce flores agrupadas en racimos llamados panículas de color lila o malva. Soporta el frío y las heladas de hasta los -18ºC.

Magnolia

La Magnolia grandiflora tiene flores grandes

Imagen – Flickr/Cathy Flanagan

La magnolia, cuyo nombre científico es Magnolia grandiflora, es un árbol perennifolio que alcanza los 35-40 metros de altura. Tiene hojas simples y grandes, de unos 20 centímetros de longitud por hasta 12 centímetros de ancho, pero sus flores no se quedan atrás. Estas llegan a medir hasta 30 centímetros de diámetro, y son de color blanco y muy fragantes. Resiste hasta los -18ºC.

Palo borracho

La flor del palo borracho es grande y rosa

Imagen – Flickr/mauro halpern

El palo borracho, conocido también como árbol botella o árbol de la lana, es un árbol caducifolio cuyo nombre científico es Ceiba speciosa (antes Chorisia speciosa), que alcanza una altura máxima de 20 metros. Su tronco tiende a adquirir forma de botella, y estar armados con aguijones. Sus flores son grandes, de unos 15 centímetros, de color rosa con el centro blanco, y brotan en primavera. Soporta hasta los -7ºC.

Roble australiano

La Grevillea robusta tiene flores amarillas

Imagen – Wikimedia/Bidgee

El roble australiano, llamado también pino de oro, roble plateado o roble sedoso, es un árbol perennifolio que alcanza entre los 18 y los 35 metros de altura cuyo nombre científico es Grevillea robusta. Su copa, a pesar de su altura, es más bien estrecha, y se llena de flores muy curiosas de color amarillo. Resiste hasta los -8ºC una vez aclimatado.

Taray

El taray tiene flores rosadas

Imagen – Wikimedia/Javier martinlo

El taray o taraje, llamado a veces también tamarisco, cuyo nombre científico es Tamarix gallica, es un árbol caducifolio que alcanza entre los 6 y los 8 metros. Sus ramas son largas y flexibles, y si bien tienen hojas, estas son muy pequeñas y con forma de escama. Así, es una especie de lo más peculiar, que se vuelve preciosa cuando florece en primavera-verano. Sus flores son blancas o rosadas, y se agrupan en espigas de hasta 6 centímetros de largo. Resiste las heladas de hasta los -12º.

Tipuana

La Tipuana tipu produce flores amarillas

Imagen – Flickr/Salomé Bielsa

La tipuana, cuyo nombre científico es Tipuana tipu, es un árbol caducifolio que alcanza entre 10 y 25 metros de altura. Su copa es bastante densa, por lo que es interesante como planta para dar sombra. En cuanto a sus flores, son amarillas y se agrupan en racimos colgantes en primavera. Resiste hasta los -7ºC.

Y, ahora, la pregunta del millón…: ¿cuál te ha gustado más?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.